F

Header Ads

PRI condena filtración sobre actos de corrupción y no condena desvío de dinero público a sus campañas (VIDEO).

Publicidad
Publicidad
Publicidad

El presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, Enrique Ochoa Reza, se mantuvo cauto en torno a las implicaciones penales de uno de los máximos dirigentes del PRI bajo el periodo de Manlio Fabio Beltrones, pero precisó que el tratamiento de este caso parece obedecer a “presiones políticas”, que no quiso profundizar.


Mediante una conferencia de prensa de este viernes, y tras un fuerte hermetismo inicial, Ochoa Reza realizó una conferencia de prensa en donde aseguró que su partido “se mantendrá atento al desarrollo del proceso en contra de Gutiérrez”, aunque advirtió que, hasta ahora, el tratamiento del caso parece obedecer a presiones políticas y consideró que la filtración de declaraciones ministeriales constituye un delito que la Fiscalía del estado también debe investigar.

Ochoa estuvo acompañado por César Camacho, coordinador de la bancada del PRI en el Congreso de a Unión y expresidente nacional de ese partido, así como de la secretaria general del CEN, Claudia Ruiz Massieu.

Gutiérrez Gutiérrez, ex secretario general adjunto en la presidencia de Manlio Fabio Beltrones, fue vinculado a proceso anoche en la ciudad de Chihuahua acusado de peculado agravado al desviar 250 millones de pesos del erario público de Chihuahua. Un juez del caso fijó un plazo de cuatro meses para el cierre de la investigación y le impuso la medida cautelar de seis meses de prisión preventiva.

“Siempre estaremos en plena disposición de colaborar con las autoridades correspondientes y aportar la información necesaria para esclarecer los hechos. Pero debemos de ser claros, la filtración de expedientes judiciales que se ha realizado en este caso obedece a presiones políticas y sólo favorece a la impunidad. La difusión del caso se hace a partir de las declaraciones ministeriales que se deben mantener en reserva. La Fiscalía de Chihuahua tiene un nuevo delito que investigar, de no hacerlo estará siendo cómplice de violaciones al debido proceso”, dijo el dirigente.

La conferencia dio inicio con la demanda del PRI para que la Procuraduría de Sonora investigue los desvíos panistas en ese estado revelados anoche por otro medio nacional, donde se señala al ahora dirigente nacional del PAN, Damián Zepeda, como coordinador de operaciones ilícitas para sustraer recursos públicos para su campaña a la alcaldía de Hermosillo en 2015, que según el reporte habrían superado los 700 millones de pesos.

“Exigimos la firme intervención de las autoridades de procuración de Justicia en el estado de Sonora, para que se lleven a cabo las investigaciones relacionadas con estos hechos, presuntamente delictivos, que se cite a declarar a los involucrados y se castigue dicho hecho con todo el peso de la ley”, dijo Ochoa.


Ochoa Reza también afirmó que “el PRI exige que continúen las investigaciones en la FEPADE por la comisión de delitos electorales del Partido del Trabajo y por la violación al uso y destino de los recursos que se destinan a los partidos políticos. El pasado 7 de noviembre del año en curso, el Partido Revolucionario Institucional acudió a la FEPADE a levantar la denuncia en contra del Partido del Trabajo, que por cierto conforma una coalición con el partido MORENA y que impulsan que López Obrador quiera convertir a México en Venezuela y eso no lo vamos a permitir”.


Loading...

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.